‘Milagro en el río Hudson’ en Charlotte

‘Milagro en el río Hudson’ en Charlotte

- in El rincón que no conoces
877
Comments

Charlotte, NC.- El año pasado se estrenó Sully, una película dirigida por la estrella de los ‘western’, Clint Eastwood, que contó con la actuación estelar de Tom Hanks, Aaron Eckhart, Laura Linney, Anna Gunn y Autumm Reeser, entre otros famosos.
Sully cuenta la historia de Chesley B. Sullenberg, un piloto que el 15 de enero de 2009, a las 3:24 de la tarde, acompañado por cuatro tripulantes del vuelo US Airways 1547, se disponía a despegar del aeropuerto ‘La Guardia’ de Nueva York, trasladando a 150 pasajeros que esperaban llegar en una hora y cuatro minutos a nuestra Ciudad Reina.
A las 3:24 de la tarde, el Airbus carreteó por la pista de despegue número 4 y, a las 3:25, comunicó a la torre de control que todo marchaba normal, cuando alcanzaban 700 pies de altitud. Dos minutos después, una bandada de aves impactó contra sus motores y la nave perdió potencia.
Los controladores detuvieron todos los despegues, autorizaron al capitán Sullenberg a retornar al aeropuerto y ofrecieron como alternativa un descenso en Nueva Jersey, pero el capitán, sabiendo que no había otra posibilidad, decidió realizar una maniobra audaz.
A las 3:31, el avión de 78 toneladas de peso, se deslizó a 150 millas por hora sobre un sector norte del Río Hudson, entre Manhattan y Puerto Imperial, New Jersey.
Al detenerse, el mundo entero pudo observar, gracias a las imágenes transmitidas por la televisión, que los 150 pasajeros, tres aeromozas y dos tripulantes eran rescatados sanos y salvos. La última persona en abandonar la nave fue Sullenberg.
La Oficina Nacional de Seguridad de Transporte calificó el incidente como el más exitoso acuatizaje de emergencia en toda la historia de la aviación.
Pero lo que pocos saben es que podemos, aquí en nuestra ciudad, ver con nuestros propios ojos la nave y obtener las respuestas que nos dejaron estos siete minutos eternos de vuelo.
Todos los detalles, el fuselaje original, el interior intacto, las huellas del acuatizaje, fotos, videos, los relatos de los pasajeros, las comunicaciones con la torre de control, están explicados en una sorprendente exhibición que mantiene el Museo de Aviación de las Carolinas, localizado cerca al aeropuerto.
Ahora que ya lo sabe, y después de 8 años de sucedido el hecho, no se pierda la oportunidad de ver, tocar, escuchar y admirar de cerca este gran milagro en la aviación moderna.